Amazon podría reinventar el negocio de los taxistasLos malhumorados taxistas, que últimamente asisten incrédulos al robo de clientela por parte de la aplicación Uber y semejantes, podrían encontrar un filón para reinventarse a través de Amazon, pues ésta planea realizar entregas de paquetes a los compradores a través de taxis.

Seguramente, en este caso, los enfadados serían las empresas de mensajería que verían invadida su parcela de trabajo por el gremio de taxistas. Sin embargo, al parecer poco podrán alegar porque esta idea está cuajando en el ideario del gigante del comercio electrónico según informa el medio estadounidense The Wall Street Journal.

Dicho sistema de entrega exprés se encuentra en período de prueba en las ciudades de los Ángeles y San Francisco. Las populosas urbes ayudarán a esclarecer la eficacia del servicio y si su instauración serviría para reducir los tiempos de entrega, así como abaratar los costes de distribución.

Según informa el rotativo estadounidense, el paquete llegaría a su destinatario en menos de una hora tras el abono de cinco dólares.

De esta manera, Amazon pretende lidiar con los retrasos, un frente que puede ser nefasto para un ecommerce en plenas navidades. De hecho, el experimento responde a la necesidad de solventar un problema que ya sufrió en la pasada campaña de Navidad cuando la empresa repartió tardíamente numerosos paquetes. Amazon culpó a las compañías mensajeras, como UPS y FedEX, de la demora.

En definitiva, la empresa de Mountain View continúa probando nuevas fórmula de entrega y reintentando el negocio con envíos a través de drones y, como última elucubración, los taxis.

Así, esta última parece mucho más factible que la futurista planteada con los drones, cuyo despegue en EE.UU. se ha visto impedido por problemas de seguridad y privacidad planteadas por el gobierno del país. No en vano, la negativa gubernamental Amazon ha abocado a Amazon a probar el invento en la India, donde no hay regulación sobre su uso. Aunque no hay fecha para su inicio, sí que se han decidido las ciudades de Mumbai y Bangalore para probar el envío a través de esta modalidad.